Audi lanza programa ambiental “Misión Cero” hábitats naturales en todas sus plantas

30
La fábrica de San José Chiapa en México ya forma parte de la iniciativa llevando a cabo prácticas de reforestación y contando con un área verde alrededor de sus instalaciones.// Foto Cortesía de Audi

Por Redacción

Las Naciones Unidas han declarado esta década la Década de la Biodiversidad de las Naciones Unidas para crear conciencia sobre la extinción global de especies y promover medidas para detenerla. Audi está contribuyendo a este esfuerzo implementando proyectos de biodiversidad en todas sus plantas.

Como miembro de la iniciativa Biodiversity in Good Company, la compañía se compromete a preservar la diversidad biológica y ha consolidado todas las actividades que contribuyen a este esfuerzo en su programa ambiental Misión Cero.

Con su programa ambiental Misión Cero, Audi aborda cuatro áreas de acción: descarbonización con un enfoque claro en la producción sostenible, el uso económico del agua, la eficiencia de los recursos y la preservación de la biodiversidad.

La compañía combina numerosas medidas en cada área de acción con el objetivo de hacer que su producción sea lo más ecológica y neutral en carbono posible. El diseño natural de los espacios abiertos en las instalaciones de producción de Audi en Münchsmünster es un proyecto de fijo para el área de acción de biodiversidad. Gracias a su diseño deliberadamente ecológico, el complejo cerca de Ingolstadt ofrece un hábitat especialmente valioso para muchas especies animales y vegetales.

Planta Audi en Münchsmünster // Foto Internet

Audi ha convertido 17 hectáreas de su fábrica de producción en Münchsmünster en hábitats naturales para plantas y animales. Hasta ahora se han desarrollado más de 110 especies de plantas y alrededor de 90 especies de abejas silvestres han establecido colonias.

El proyecto en Münchsmünster recibió el premio “Blühender Betrieb” de Baviera en 2019. Este premio forma parte de la iniciativa “Blühpakt Bayern”, con la que el Ministerio de Medio Ambiente y Protección del Consumidor de Baviera quiere alentar a las empresas a que hagan de sus espacios atractivos a flores e insectos. Este premio requiere que se cumplan criterios estrictos para fomentar la flora y la fauna en las plantas de la empresa, por ejemplo; al menos el 20 por ciento de los espacios abiertos deben ser áreas de florecimientos naturales. No se pueden usar pesticidas químicos ni sustratos que contengan carbón. Proyectos como este son un punto de referencia para esfuerzos similares en todas las demás fábricas de Audi en todo el mundo. Estos incluyen áreas de techo verde en la planta de Ingolstadt, prados de flores en Neckarsulm, fachadas verdes y colonias de abejas en Bruselas, un área verde alrededor de la planta en San José Chiapa (México) con una reforestación cercana de 100,000 árboles, o la estepa de Panonia típica de la región en la planta de Győr (Hungría).

El proyecto de biodiversidad en Münchsmünster es un proyecto central para Audi como parte de la iniciativa nacional Biodiversity in Good Company, a la que la compañía se unió en 2015. La iniciativa reúne a compañías de varias industrias para trabajar juntas, proteger y desplegar de manera sostenible la biodiversidad en todo el mundo.

Audi en Ingolstadt// Foto Internet

“Estamos celebrando cinco años de formar parte de la iniciativa Biodiversity in Good Company en 2020 y queremos demostrar que tomamos en serio la conservación de la naturaleza con los proyectos en nuestras fábricas”, dijo Rüdiger Recknagel, Jefe de Protección Ambiental. “Las áreas naturales son un ejemplo exitoso de gestión corporativa sostenible: son especialmente valiosas desde el punto de vista ecológico y, por lo general, también son más baratas de mantener que los espacios verdes estándar con altos requisitos de mantenimiento. Además, los empleados experimentan una calidad especial de tranquilidad y relajación durante los descansos”.

Planta Audi San José Chiapa// Foto Archivo Agencia Esimagen

Audi también se compromete a preservar la diversidad biológica más allá de los límites de la empresa. El proyecto de investigación de Oak Forest se lanzó en 2008 en el bosque de Köschinger cerca de Ingolstadt con alrededor de 36,000 robles ingleses. El proyecto ahora comprende más de 100,000 árboles en varias áreas alrededor de las plantas de Audi en Ingolstadt, Neckarsulm, Győr, Bruselas y San José Chiapa. La Fundación Ambiental de Audi se estableció en 2009 y ha adquirido el apoyo científico a largo plazo para este proyecto. Las interacciones entre la densidad de masas, la diversidad biológica y la unión potencial al CO2 se están estudiando bajo la dirección de la Cátedra de Ciencias de Crecimiento Forestal de la Universidad Técnica de Munich. El proyecto Oak Forest es una de las tantas iniciativas ambientales de la Audi Environmental Foundation que tienen como objetivo preservar la biodiversidad.

Te recomendamos