Compra Microsoft ZeniMax Media y el Netflix para videojuegos a un paso de ser realidad

18
Con esta adquisición, Microsoft Bethesda Softworks obtiene el popular sello detrás de algunos de los títulos más vendidos del mundo.// Foto Internet.

Tras la compra parte de Microsoft de ZeniMax Media, por 7 mil 500 millones de dólares, el sueño de los jugadores sobre un “Netflix para juegos” está cerca de volverse realidad.

Con esta adquisición, Microsoft Bethesda Softworks obtiene el popular sello detrás de algunos de los títulos más vendidos del mundo, como la serie The Elder Scrolls, y pretende usar eso, junto con otros títulos populares de Bethesda como Doom y Fallout, para atraer suscriptores a Xbox Game Pass, su biblioteca de cientos de videojuegos para Xbox y computadoras personales de 10 dólares al mes. Microsoft informó que el servicio tiene ahora 15 millones de suscriptores, frente a los 10 millones de abril.

Microsoft ahora tiene tres grandes ventajas con esta compra, en primer lugar, le permite a Microsoft poner futuros juegos de las franquicias de Bethesda en Xbox Game Pass, lo que les da a los jugadores la opción de pagar 60 dólares por el título individual o una suscripción mensual de 10 dólares para obtener más acceso.

En segundo lugar, le da a Microsoft el control del vasto y lucrativo catálogo de Bethesda, que incluye cientos de juegos clásicos como Fallout 3 y Dishonored, para Xbox Game Pass, y en tercer lugar Microsoft ahora está en posición de retener futuros juegos de Bethesda de competidores como Sony, PlayStation Now y Stadia de Google, un servicio de transmisión de videojuegos administrado por el gigante de las búsquedas.

Pero puede que no importe mucho si los futuros juegos de ZeniMax se lanzan en PlayStation u otros dispositivos, como Switch de Nintendo, lo que es mucho más importante para Microsoft es tener los mejores juegos en Xbox Game Pass. Si bien la compañía aún no se ha acercado al nivel de suscriptores de Netflix, Xbox Game Pass parece mucho más valioso después de la adquisición.

Te recomendamos

Con información de El Financiero