Economía social subsana carencias del mercado y el Estado: Especialistas IBERO

23
economía
El rector de la IBERO campus Puebla afirmó que todas y todos debemos rediseñar el significado de la nueva normalidad, pues la pandemia trajo situaciones que perdurarán. // Foto: IBERO Puebla.

Por Redacción

La economía social y solidaria es un sistema alternativo que apuesta por tener relaciones más inclusivas y más equitativas, colocando el trabajo en beneficio del colectivo y siempre desde una forma de producción sustentable.

México vive nuevas y viejas pandemias. Las más longevas, como la violencia y la pobreza, han generado más decesos de los que ha causado la pandemia del coronavirus. Así lo reconoció el Mtro. Mario Ernesto Patrón Sánchez, Rector de la IBERO Puebla, durante la inauguración de la segunda sesión del foro Repensar lo social para afrontar la pospandemia COVID-19.

REVES y el consumo local

Estamos ante una caída de la actividad económica, lo cual deriva en una pérdida y precariedad del trabajo y una disminución de la capacidad de cubrir necesidades básicas de trabajo. Así lo evaluó el Ing. Nelson Manuel García González, coordinador de las plataformas de reconstrucción del tejido social de CIAS por la Paz.

Las desigualdades se han hecho más evidentes. Aun así, el experto reconoció que mucha gente comienza a perder el miedo a compartir y a ser generosos. Sobre las Redes Vecinales de Solidaridad (REVES), explicó que se trata de una serie de organizaciones de vecinas y vecinos con deseo de servir.

Empresa Café Capeltic. // Foto: Ibero Puebla.

Jóvenes en vulnerabilidad

Desde el Programa de Economía Social del Centro Universidad Empresa, el Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Occidente (ITESO) ha desarrollado un proyecto de incidencia social en diferentes zonas y organizaciones civiles de Guadalajara y Zapopan.

Como explicó la Mtra. Stella Maris González, académica de la Institución jalisciense, se trata de escenarios en los que los jóvenes viven múltiples escenarios de vulnerabilidad, como la violencia intrafamiliar, distribución y consumo de drogas, embarazos prematuros y crimen organizado.

Políticas para las personas

Durante la pandemia se ha evidenciado las limitaciones del mercado para cuidar la vida y la debilitación del Estado ante esta tarea. “Se ha hecho presente la urgente necesidad de repensar al Estado, al mercado, a la familia, a la comunidad y los territorios”, indicó la Dra. Marcela Ibarra Mateos, directora del Laboratorio de Innovación Económica y Social (LAINES) de la IBERO Puebla.

En ese sentido, la propuesta de la economía social es la prevalencia de un modelo económico que ponga por delante la sostenibilidad de la vida y los territorios, ejerciendo valores rectores como la solidaridad, autogestión, reciprocidad, democracia, confianza e inclusión.

Colectivo ECOSOL. // Foto: Ibero Puebla.

Retos futuros

Pensar en lo que viene tras la pandemia implica reflexiones amplias y un tanto imaginativas. Sin embargo, como reiteró el Mtro. Miguel Ignacio Gallo Reynoso, director de la Escuela de Emprendimiento Social e Innovación (EDESI) de IBERO Ciudad de México-Tijuana, no podemos darnos el lujo de regresar al mundo que dejamos: “¿Cómo hacer que lo social no sólo sea la promoción del pobre sino la sensibilización del rico?”.

La situación de la pandemia nos hace pensar que las cosas no van a ser iguales. Por otro lado, muchas personas quieren regresar a como todo era antes. Desde el punto de vista de la pobreza, no podemos pretender que eso suceda. El académico hizo hincapié en que estamos ante una gran oportunidad para formarnos en la civilidad hacia el mundo de la pobreza y la necesidad.

Te recomendamos