Iglesias retomarán actividades con base en protocolo de Salud federal

129
Los templos religiosos deberán respetar medidas de higiene para evitar riesgos de contagio. // Foto Agencia EsImagen

Por Vera Fernández

Una vez que el semáforo epidemiológico cambie a color naranja, las iglesias y templos religiosos de Puebla podrán retomar sus actividades presenciales al 25 por ciento de su aforo, además de cumplir con medidas estrictas de higiene y sana distancia.

De acuerdo con las disposiciones emitidas por la Secretearía de Salud del gobierno federal, todas las asociaciones religiosas deben apegarse a un semáforo especial para regresar a la “nueva normalidad”, a fin de evitar posibles contagios por Covid-19.

Cuando la curva de contagios por coronavirus vaya a la baja y el semáforo cambie a amarillo, las congregaciones presenciales podrán aumentar al 50 por ciento, no obstante, los grupos vulnerables deberán limitar su movilidad.

Una vez que el semáforo esté en color verde y con un riesgo bajo de propagación del virus, las iglesias y templos religiosos de la entidad podrán retomar sus actividades de forma regular, pero bajo las normas de la “nueva normalidad”.

Las medidas de prevención, higiene y sana distancia deberán respetarse bajo cualquier etapa de semaforización epidemiológica y serán las siguientes:

  • Sanitizar el espacio de culto antes y después de cada reunión.
  • Habilitar un acceso exclusivo para entrada y otro para salida.
  • Medir la temperatura previa al ingreso y de manera electrónica a cada asistente.
  • Verificar que se ingrese al inmueble con cubrebocas manteniendo el uso adecuado del mismo.
  • Asegurar que se cuente con suficientes dispensadores con soluciones de alcohol en gel y que los visitantes lo apliquen a la entrada y salida.
  • Mantener bien ventilado el lugar, de preferencia de manera natural.
  • Mantener la sana distancia de los congregantes.
  • Evitar el contacto físico, no abrazándose, ni saludándose de mano o beso.
  • Al estornudar o toser utilizar la parte interna del codo para cubrirse.
  • Evitar el compartir micrófonos o instrumentos musicales sanitizándolos de manera frecuente.
  • Evitar las reuniones infantiles hasta que el semáforo indique el color verde.
  • Se sugiere que las personas mayores de 65 años, que tengan enfermedades crónicas y que sean consideradas vulnerables, no asistan al servicio religioso.
  • Los sanitarios deberán contar con agua y jabón suficiente y toallas desechables de papel para el secado.
  • Evitar celebraciones dentro del recinto o en espacios cerrados que implique compartir alimentos.

Te recomendamos