La orquesta del entretenimiento

27

Por Miguel Ramírez

En esta ocasión dejaremos el Rock descansar para centrarnos en algunos soundtracks y scores de películas animadas de una compañía tan querida como polémica. Disney es sin duda el número 1 en cuanto a entretenimiento mundial y para muchos fue la compañía que mediante sus películas infantiles nos introdujo al mundo del cine.

Antes de que fueran dueños de Star Wars, Marvel y Fox, la casa de Mickey Mouse ya contaba con mucho poderío en el entretenimiento infantil, muestra de ello son sus películas clásicas que marcaron la infancia de por lo menos 3 generaciones diferentes. Con el avance de la animación sus historias ambientadas en distintas épocas fueron también una forma en la que aprendimos nuevas culturas, e incluso la historia de la humanidad.

Una estrategia infalible que Disney utilizó para colocar sus películas en la cultura popular fue la creación de “hits musicales” que los pequeños pueden aprender y cantar fácilmente, desde el “Hakuna Matata” del Rey León hasta el “Libre Soy” de Frozen. Pero más allá de estas canciones fáciles, les comparto en este texto algunos soundtracks que combinan la música clásica, instrumental y sinfónica con ritmos de diferentes partes del mundo que tal vez de niños no podemos analizar aún pero con el paso del tiempo podemos apreciar el trabajo de los compositores.

1.- El Rey León

Basada en el libro “Hamlett”, estrenada en 1994 y relanzada este año en una versión más realista, nos cuenta la historia de Simba, un cachorro de león que se prepara para ser el próximo Rey del reino, es desterrado de su casa tras una conspiración donde su tío Scar lo culpa de la muerte de su padre Mufasa, el rey en turno, éxito en taquilla y que en su estreno original recaudó 968 millones de dólares, contó con la participación de Eltoh John y Tim Rice para las canciones con voz como El Ciclo de La Vida, y Yo Quisiera ya ser el Rey.

Para la parte instrumental, Disney se decidió por Hanz Zimmer, hoy sin duda uno de los más reconocidos compositores del cine, pero en ese tiempo aún sin tantos reflectores pero ya con experiencia en películas con temáticas africanas. La combinación de orquesta con música tradicional de este continente y partes vocales de artistas sudafricanos dio como resultado una banda sonora intensa y alegre pero también dramática dependiendo los giros de la historia, tal fue su éxito que a finales de 1994 acabó siendo el cuarto álbum con mayores ventas de acuerdo a Billboard 200, y la banda sonora con más copias vendidas hasta ese entonces.

De todo este álbum me gustaría destacar el tema “Stampede” que musicaliza la escena más fuerte de la película y que para muchos sigue representando uno de los momentos más tristes de la infancia, la muerte de Mufasa quien en su intento de rescatar a Simba que queda atrapado en una estampida de Ñus, cae al vacío empujado por su hermano Scar. Todo este drama fue magistralmente musicalizado por el compositor alemán en una canción rápida, ansiosa y desgarradora mejorada para la versión de 2019.

2.- El Jorobado de Notre Dame

Un libro oscuro e intenso que tuvo que ser suavizado por Disney para su adaptación al cine, la desgarradora novela de Víctor Hugo sí tiene un final feliz en el filme de 1996 que nos narra la historia de Cuasimodo, un bebé deforme al cual el malvado Juez Frollo intentó lanzar por un pozo, rescatado por la intervención del arcediano de la catedral de Notre Dame de París y obliga al villano a adoptarlo para que viva en el campanario. Muchos personajes aparecen después, como la gitana Esmeralda y el Capitán Febo, villano en el libro, héroe en la película; en ambas historias el mensaje se basa en la belleza, tanto exterior como interior y es que los defectos físicos de Cuasimodo, son lo contrario a su personalidad amable.

Al ser ambientada durante la edad Media, donde la iglesia tenía el control de las leyes civiles, la banda sonora compuesta por Alan Menken incorpora sonidos medievales, barrocos franceses, y coros religiosos, podría ser considerado un musical, ya que las canciones con letra nos cuentan parte de la historia y las relaciones entre los personajes, tal es el caso de “Afuera” donde nos dan cuenta de la relación de sumisión en la que se encuentra Cuasimodo con el Juez Frollo y a la vez el deseo del campanero por convivir con la gente del exterior “como un ser normal”. Así mismo en Luz Celestial- Fuego de Infierno podemos ver los dos lados de la religión, el de la fe, la esperanza y la voluntad, donde Cuasimodo canta sobre su amor por Esmeralda, por el contrario, la parte del Juez Frollo nos muestra el miedo al pecado, a la brujería, las limitaciones, autocensura y creencias fiera de la ciencia dignos de la Santa Inquisición a la que se someten muchos católicos.

Por cierto, en la versión latina Cuasimodo es interpretado de manera sublime por el cantante Adrián Barba.

Uno de los momentos épicos de la historia y del soundtrack es ¡Asilo!, donde Cuasimodo rescata a Esmeralda de la hoguera, tras ser juzgada por Frollo acusada de brujería y clama la protección para que la gitana no pueda ser lastimada mientras esté dentro de la catedral de Nuestra Señora.

3-. Tarzán

Aligerándonos un poco, llegamos a una historia muy conocida la del hombre-mono del libro de Edgar Rice y de la cual Disney hizo su versión en 1999. En esta versión un matrimonio Noruego y su bebé terminan en la selva después de que su barco se incendiara, días después los padres mueren tras ser atacados por un jaguar hambriento (Sabor), el pequeño huérfano es encontrado y adoptado por una manada de Gorilas, bajo este escenario crece Tarzán, quien se adapta hasta conseguir moverse con agilidad y velocidad entre los árboles y aprende a comunicarse con los simios y otros animales. Sin embargo tras no ser aceptado totalmente por el líder del grupo, Kerchak, el niño se refugia en el cariño de su madre adoptiva, Kala, su amiga Terk y el elefante temeroso, Tantor.

Cuando ya es un hombre y tras la llegada de exploradores ingleses, Tarzán se relaciona por primera vez con otros seres humanos, sobre todo con Jane por lo que comienza a aprender a leer, hablar y utilizar los inventos de hombre. El resto de la historia ya lo conocemos, Jane y Tarzán se unen, y el guía de la expedición Cleyton, se desenmascara e intenta a capturar a los Gorilas para traficar las pieles, al final Tarzán vence y a diferencia de otras versiones donde se va a Londres con Jane y su padre, aquí ellos son quienes se quedan en la selva.

Esta historia necesitaba sonidos rápidos y ágiles que igualaran el ritmo de Tarzán columpiándose en las lianas, por lo que Mark Mancina incorporó fuertes tambores, flautas africanas y la voz de Phill Collins quien no solo interpretó las canciones en inglés sino en varios idiomas entre ellos la versión para el público Latino, combinación que dejó una banda sonora destacable, incluso dándole entrada al Jazz de una forma divertida cuando los Gorilas encuentran el campamento humano y utilizan trastes, ropa, y todo tipo de utensilios y herramientas como instrumentos.

4.- Los Aristogatos y el Libro de la Selva

La primera historia original de este texto, nos narra la vida de lujos que gozan tras gatitos y su madre mascotas de una cantante de ópera en París, quienes despiertan la codicia del mayordomo ya que este último se entera que es el heredero de la fortuna de esta mujer pero sólo podrá recibirla hasta que sus mascotas mueran.

Édgar, el mayordomo decide no esperar a que “las siete vidas” de cada uno de estos felinos transcurran largamente y decide desaparecerlos, por lo que las mascotas terminan perdidas lejos de casa y buscan el regreso a ella con la ayuda del gato callejero Thomas O’ Malley, y dentro de su intento de volver se encuentran con una banda de Gatos, escena que nos dejó una de las escenas más icónicas de las películas animadas de 1970, época en la que el Jazz era el género más popular.

Cabe destacar que la voz de Thomas O’ Malley fue interpretada por Germán Valdés “Tin Tan” quien también dio su voz al carismático Baloo en “El Libro de la Selva”, otra adaptación de un libro, este escrito por el inglés-hundú Rudyard Kipling y cuyo título original es “El libro de las Tierras vírgenes”.

Al igual que el Rey León esta historia ya fue hecha por Disney en dos versiones, la animación en 2-D, estrenada en 1967 y la versión Live Action- CGI” de 2016.

Parecido a la historia de Tarzán, Mogwli queda al cuidado de una manda de Lobos tras quedar desamparado por la muerte de su padre quien fue atacado por el Tigre Shere Kan, principal villano de la película quien en este enfrentamiento experimentó el dolor que causa el fuego, o como el lo llamó posterior mente “La flor roja”. Este suceso deja sed de venganza en el felino quien busca ahora hacer con Mogwli lo que hizo con su padre.

Sin embargo ante la protección de la manda de Lobos, de Bagheera y de Balú, Sheree Khan debe esperar para atacar al “cachorro humano”, y encuentra el momento perfecto cuando Mogwli, decepcionado de la decisión de Bagheera, de regresarlo a la aldea humana ante el peligro de un ataque del tigre, se aleja de la protección de sus amigos.

Una de las canciones épicas de esta película también lleva el ritmo del Jazz, y ambienta el rescate de Baloo y Bagheera, cuando Mogwli es secuestrado por el rey Loui, un chimpancé que al igual que Sheree Kan está obsesionado por controlar el fuego y desea que Mowgli al ser humano pueda enseñarle.

Esta película ganó un óscar por el tema “Lo más vital”, donde Baloo enseña a Mogwli su filosofía de vida.

Como dato curioso, estas dos películas fueron las primeras lanzadas por la compañía después de la muerte de Walt Disney.

5.- Dumbo

No se podía quedar fuera una historia triste, pero conmovedora: “Dumbo”, lanzada en 1941 y también reestrenada en una versión realista este año a cargo de Tim Burton.

Una cría de elefante de circo nace con unas orejas enormes, lo cual le vale las burlas y es usado como utilería en el acto de los payasos, al final Dumbo posee un don muy particular para un paquidermo, volar lo cual muestra en un acto y resulta un éxito rotundo, por lo cual al término de la función los payasos celebran con alcohol, que cae accidentalmente en la tina donde de Dumbo quien al consumir el agua del recipiente experimenta una borrachera, que fue representada con visiones de burbujas en forma de elefantes rosas en una de las escenas más bizarras, coloridas y revolucionarias de su tiempo en la primer versión. La música va desde orquesta circense, muchos instrumentos de viento y hasta cameos de música egipcia.

La escena más triste de la película muestra a Dumbo intentando alcanzar a su madre quien está enjaulada y solo puede abrazar su trompa. En la versión nueva esta canción es interpretada por Arcade Fire.

Así es como la música que nos ha acompañado desde la infancia en momentos de entretenimiento se vuelve universal y nos recuerda que cada sentimiento, cada emoción requiere un trabajo de composición adecuado para que buenas historias se conviertan en narraciones épicas.