#Lingotes | Nuevas medidas

#Lingotes | Nuevas medidas

Una medida que va en serio contra el robo de combustibles y la corrupción tomó ayer el pleno de la Cámara de Diputados al avalar en lo general y particular las reformas a los artículos 22 y 73 de la Constitución para ampliar el catálogo de delitos, por lo que se puede aplicar la extinción de dominio en casos de corrupción, cometidos por servidores públicos y robo de hidrocarburos, petrolíferos y petroquímicos.

Con mayoría calificada, con 474 votos a favor, los diputados aprobaron las reformas constitucionales que amplían el catálogo para aplicar la extinción de dominio, mismo que se turnó a los congresos locales para su ratificación.

Al presentar el dictamen, la diputada Miroslava Carrillo Martínez, explicó que “la colegisladora deja claro que al aplicar la extinción de dominio se instituye que el negocio del crimen no es opción para nadie. De igual manera, aunado a lo que el Estado puede hacerse de recursos económicos, se reduce la inseguridad y, sobre todo, se apoya a las víctimas de un delito”.

Por el PRI, María Alemán Muñoz Castillo dijo que la extinción de dominio es un paso firme en la lucha contra la corrupción, contra el lavado de dinero y contra el crimen organizado en México.

A través de la extinción de dominio, el Estado mexicano podrá incautar bienes muebles e inmuebles derivados de actos de corrupción y actividades ilícitas, como el huachicoleo y otros delitos graves para regresarlos a las arcas públicas y utilizarlos en beneficio de los mexicanos.

El diputado de Morena, Miguel Ángel Chico Herrera, sostuvo que su bancada quiere dar un claro mensaje de que no habrá más impunidad ni se solapará el enriquecimiento ilegítimo por actos de corrupción.

“Buscamos dar el ejemplo y demostrarle a la ciudadanía que vamos a combatir la delincuencia donde más le duele, es decir la parte económica. Les vamos a retirar los bienes y riquezas que indebidamente han obtenido”, sentenció.

En lo particular se aprobó con 394 votos a favor 68 en contra y ninguna abstención.

Ahora sí, la corrupción y el robo de combustibles será castigado donde duele, la incautación de bienes y riquezas obtenidas de forma ilícita.

Seguro usted está pensando en políticos y, por ejemplo, dueños de gasolineras y otras propiedades que se forjaron de un día a otro con la sospecha de actos de corrupción y la colusión en delitos.

Pronto habrá una acción legal para sancionar a los delincuentes donde más les duele, en su “patrimonio” mal habido.