Un regalo de la Navidad

92

A un mes de que la OMS haya encendido las alertas sanitarias del mundo por la emergencia de la variante Ómicron de Covid-19, las catedrales de occidente viven la explosión de contagios más significativa en 22 meses de pandemia. De hecho, en los últimos 28 días, Estados Unidos ha registrado 3 millones 288 mil contagios; Reino Unido 1 millón 621 mil; mientras que Alemania ha confirmado la existencia de 1 millón 382 mil pruebas positivas durante ese mismo periodo.

¿Qué tan graves son esas cifras? Tendríamos que colocarlo en perspectiva: para el gobierno de Olaf Scholz representa el 20 por ciento de sus contagios acumulados en más de 23 meses de pandemia; sin embargo, para la administración de Boris Jonson, Ómicron sólo es equiparable al 13.84 por ciento del total recolectado; mientras que para la Casa Blanca que preside Joe Biden la cifra es aún menor, 6.39 por ciento. Desde luego se trata de la variable demográfica, y no precisamente el alcance de la vacunación, lo que genera el juego de las diferencias: el estado más golpeado por la nueva variante de Covid-19 ha resultado ser Alemania, a pesar de ser el país con mayor tasa de vacunación con respecto a los otros dos, 69.77 por ciento de sus habitantes ya tienen el esquema completo proyectado por las farmacéuticas.

¿Qué pasa en América Latina? Un regalo de la navidad. A casi un mes de haber confirmado la presencia de Ómicron, las curvas de contagios se mantienen estables en toda la región. Brasil, el país con uno de los manejos más desastroso de la pandemia en el mundo entero, ha confirmado 189 mil 295 contagios en los últimos 28 días, menos del uno por ciento del acumulado en 22 meses de pandemia. Argentina, en un lejano segundo sitio, ha hecho lo propio con 86 mil 747 casos positivos de Covid-19 que representan el 1.6 por ciento del total acaparado. México, instalado en el tercer sitio de incidencia en la región, con 62 mil 590 infecciones en el corto lapso de 28 días, acumula sólo 1.77 por ciento del total oficialmente reconocido en 22 meses de pandemia por el gobierno de López Obrador.

¿”El aplanamiento de la curva” en América Latina se debe al milagro de las vacunas? Aunque usted no lo crea en Brasil, Argentina y México el promedio de población con el esquema completo de vacunación es del 63.8 por ciento; muy similar a la cifra que presenta la inmunidad artificial de Estados Unidos, Reino Unido y Alemania, con cerca del 66.65 ciento.

¿Qué pasa realmente en México? ¿Se están escondiendo las cifras de los contagios por debajo del tapete de la 4ta Transformación? Los casos positivos y las reinfecciones no se pueden ocultar: la ocupación de las zonas Covid-19 de los hospitales no mantienen alteraciones; este diciembre no hay filas interminables en las recargas de los tanques de oxígeno; tampoco retornos forzados al home office por explosión de contagios en las oficinas; mucho menos un incremento notable de incapacidades en las industrias a causa de eventuales pruebas positivas. Insisto, estamos ante un regalo de la Navidad, no encuentro otra explicación: disfrutémoslo mientras algunos nos preguntamos ¿por cuánto tiempo durará la gracia? Felices fiestas.

Por Enrique Huerta